Una saga de pan

Giuseppe Rosental Giuseppe Rosental Responsable de Segmento Industrial

Hay muy pocos alimentos que se remonten más en el tiempo y que tengan una historia más agitada que una rebanada de pan. Este alimento tan básico apareció posiblemente 10.000 años AC con la llegada de la agricultura en el Neolítico. El horneado de pan ha ido evolucionando a lo largo de la civilización desde unos granos molidos con piedras, hasta una tecnología automatizada que puede dividir un cuarto de tonelada de masa en 600 barras por minuto. En los miles de años entre estos procesos, la receta sigue siendo prácticamente igual, aunque este medio de subsistencia aparentemente tan simple ha sido con frecuencia fuente de poder y de controversia.

La fermentación de la masa

La Revolución Industrial sentó las bases del mundo de la producción de pan al que hoy en día Habasit presta su apoyo. Ya en 1928 Otto Frederick Rohwedder creó una máquina que podía rebanar y empaquetar pan. Fue un presagio de todo lo que estaba por venir.

Mientras que en la Edad Media el aprendizaje de hornear pan podía durar hasta siete años, la tecnología táctil actual ha perfeccionado el tiempo, la velocidad, la temperatura y las cantidades necesarias para cientos de barras a la vez. La masa pasa por una línea de producción continua que activa la levadura y da forma a las barras antes de que los lotes se desplacen a través del horno a 260 ºC. Un proceso de enfriamiento lento ayuda a prevenir el moho y permite que se forme una corteza suave. Cuando ya están rebanadas y empaquetadas para la distribución, cada barra de pan se etiqueta con un código que permite hacer un seguimiento de cada ingrediente hasta su origen.

Una producción de este tamaño y precisión no sería posible sin las bandas transportadoras que ya se utilizaban en 1795 para transportar granos. En esa época eran simples superficies lisas de madera cubiertas con bandas de cuero, goma o tela. En pleno auge de la industrialización, tras la Segunda Guerra Mundial, se descubrieron nuevos materiales sintéticos para las bandas y se desarrollaron modernos sistemas rotatorios. Fue en 1946 cuando Habasit entró en escena y se convirtió en una de las primeras empresas en satisfacer las modernas exigencias de la industria panificadora.

Producción de corteza superior

Más de 70 años después, Habasit ofrece un amplio surtido de productos para cada etapa de la producción del pan, y toda la oferta de alimentos secos, galletas, crackers, pastas, snacks horneados y productos de repostería.

En una industria tan amplia y competitiva la higiene puede ser un factor decisivo para el éxito de una empresa Habasit ofrece productos que cumplen con todas las leyes relevantes de contacto directo con los alimentos y garantiza la seguridad a lo largo de toda la línea de producción.

Antes del siglo XIX, en la calle se vendía a menudo pan contaminado con materiales peligrosos como serrín o aluminio, horneados de forma involuntaria en la masa. Sin embargo, en la actualidad se respetan los estándares de higiene más avanzados.

“En lo que respecta a la higiene y a la seguridad de producción, el sector de la panadería ha avanzado considerablemente en los últimos años”, explica el responsable de industria alimentaria seca de Habasit, Giuseppe Rosental. “Antes se creía que cualquier cosa que pasaba por el horno se desinfectaba, pero hoy en día los consumidores están cada vez más concienciados con la salud. Esto ha hecho que muchas empresas hagan inversiones concretas para la prevención de contaminación alimentaria y para investigar en soluciones que permitan satisfacer las exigentes demandas de la industria. No se trata solo de la calidad de materiales de primera línea, sino de la creación de una línea de producción que mejore la seguridad y la higiene en cada etapa”.

Habasit ha desarrollado productos únicos para la industria panadera decisivos para la higiene, como la gama Habasit Cleanline® Generation II que destaca por su revestimiento innovador de poliolefina con una mayor resistencia al desgaste y una mayor vida útil de la banda. Estas bandas revestidas de TPO muy resistentes a la grasa y al aceite ofrecen excelentes propiedades de liberación para masas pegajosas, además de un lavado fácil y fiable.

Ya sea para la manipulación de masa, el enfriamiento de productos horneados, o procesos de moldeo, fermentación, corte o envasado, Habasit ofrece una banda para cada aplicación. “Es difícil especificar un solo producto especial para la industria”, dice Giuseppe Rosental, “porque tenemos más de 400 productos entre los que escoger el más adecuado para cualquier tipo de aplicación”.

La lista es verdaderamente larga, desde las bandas modulares de plástico HabasitLINK®, las cadenas de plástico HabaCHAIN® o las correas dentadas HabaSYNC®, hasta la gama Habasit Cleandrive™ con bandas de accionamiento positivo, o nuestras bandas textiles con superficies de TPU, TPO PVC, silicona y distintos grabados en la cara de transporte, por nombrar solo algunas.

Habasit también es proveedor de bandas espirales para fermentación, enfriamiento y congelación de barras de pan. Las espirales permiten un uso eficiente del espacio en fábricas donde no es posible un sistema largo de transporte en línea recta.

Accesorios como tacos de arrastre, perfiles de sellado de bordes y bordes de contención permiten una mayor eficiencia e higiene para cualquier sistema de transporte. Todos los productos pueden ser equipados para uso con rayos X y detectores de metales.

Además de un surtido tan amplio de productos, quizás la ventaja más destacada para los clientes de Habasit es la red global de expertos disponibles durante todo el día. Una banda dañada puede ser reparada o sustituida en cuestión de horas por nuestro equipo, con un amplio stock de productos disponibles. En fábricas donde se hacen miles de barras de pan cada día, esto supone un ahorro considerable porque evita fallos de producción y períodos de inactividad.

La historia fresca de cada día

En primera línea de la industria panificadora, Habasit destaca por ser un proveedor fiable y de calidad de soluciones completas para cada etapa de la producción. El pan siempre ha sido un ingrediente esencial en la historia de la humanidad, y Habasit siempre será el colaborador número uno para hacer la barra perfecta. (ST)

loading page

please wait...

HIGHLIGHTS / archive

HABASIT HIGHLIGHTS / select location

Habasit